dimecres, 26 de juny de 2013

Momo

Me dijo:
- Ahora somos o la música o yo. Elige.
La dejé y le escribí una canción. No se la dediqué

Aprendí, que nunca tendré una vida completa;
que por decir corazón quince veces no eres poeta,
que el alcohol, te empuja a hacer lo que realmente quieres
pero que si te excedes te convierte en canciones sin letra.










Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada